domingo, 7 de diciembre de 2008

Las muñecas de Famosa



Esta semana he hecho gala de mi habitual capacidad para mimetizarme con el ambiente y adaptarme al tiempo concreto. Ha sido en forma de contractura lumbar que me he puesto a caminar como las muñecas de Famosa que se dirigen al portal a pasitos cortos, despacito, temiendo caerse. Y así voy, tiesa como una vela unos ratos, doblada como un cuatro otros.

Todo empieza a acelerarse. Ha comenzado la carrera navideña y ya veo al personal esprintando en los primeros metros para llegar exhaustos a la meta ya sin ganas ni fuerzas para celebrar nada. Luces, cenas de empresa, turrones adelantados y mariscos a mitad de precio que nos llevan en volandas como con ganas de pasar a cámara rápida los días del último mes del año.

No voy a mentir, estoy deseando que se desate ese nudo que aunque esté al final de mi espalda me constriñe entera. No veo el momento de dejar de pensar en levantarme o sentarme y volver a hacerlo de un salto como si fuera un movimiento automático. Pero ojalá sepa mantener el paso pausado para prepararme para la Navidad y disfrutarla, eso sí, en su momento. Ese calorcito de hacer las cosas a su ritmo es lo que permite que el follón familiar sea una fiesta, las comilonas banquetes que compartir y el ajetreo se convierta en júbilo. Así, como las muñecas, nos podremos dirigir al portal para, más allá de las figuritas, contemplar el misterio del Amor y hacer llegar, no sólo al Niño, nuestro cariño y nuestra amistad. Feliz llegada al portal.


<><


De Colores

3 comentarios:

rodrigo hernandez dijo...

vayamos al portal!
ahi nos encontraremos, juntos, con Él.

gracias, plum.
bendiciones

paloma dijo...

Q gozada seguir tu camino, plum! siempre me fascina tu manera de mirar mas alla de la vida diaria y encontrarle un sentido a cada paso...
¡¡cuanto enseñas!! gracias x compartirlo!!!

si, a pasitos cortos y meditados, espero q lleguemos al portal y podamos celebrar como lo especial q es, ¡¡aunq no seamos capaces de advertirlo en toda su dimension!!

mxs bss dC!!

Nacho dijo...

El Señor me ha regalado un gran comienzo de Adviento, me siento uno de los pastores a los que el Angel anunciaba: "Hoy, en la ciudad de David, les ha nacido un Salvador, es el Mesías, el Señor".

De Colores,

P.D.- Por cierto, ver el video e imaginarte como una de las muñecas ha sido el momento divertido de esta noche...